Ideas sencillas para consumir las frutas en verano

El verano es la temporada perfecta para consumir frutas, hay mucha variedad para todos los gustos, están en su punto óptimo de maduración y su precio es más bajo que durante el resto del año. Sin embargo, generalmente las solemos consumir tal cual, como postre al finalizar la comida principal, y pocas veces forman parte de platos más elaborados.

Las frutas son ricas en vitaminas, fibra y sacarosa, fácilmente digeribles e incrementan la sensación de saciedad. Además, son muy sencillas de preparar y sus colores hacen que sean muy apetitosas.

En función de cómo la vayamos a consumir, deberemos comprar unas u otras frutas. Por ejemplo, si optamos por el consumo en fresco, deberemos recurrir a las frutas de mayor calidad posible. Aquellas piezas sobremaduradas, verdes o con manchas, serán más económicas, pero hay que tener en cuanta que perderán alguna cualidad del producto en perfecto estado. Intentaremos también optar por variedades en temporada, que tendrán un mejor sabor y además, serán más baratos.

Conservar la fruta en el hogar

Una vez tenemos la fruta en casa, hay que guardarla en un lugar ventilado, fresco y seco, para conservar sus cualidades durante más tiempo. Sin embargo, con el calor propio del verano, si no queremos que se deteriore rápidamente, habrá que consumirla con rapidez, por lo que no haremos comprar muy grandes.

Otra forma de alargar la vida útil de las frutas es conservarlas en el frigorífico. Por ejemplo, las manzanas duran hasta dos semanas en refrigeración, cítricos hasta tres, mientras que los plátanos y peras apenas una semana. La forma idónea de conservar las frutas en la nevera es en los cajones inferiores, donde la temperatura es más baja, evitando que contacten entre si porque se puede favorecer la maduración acelerada.

¿Cómo preparar la fruta?

Si queremos dar un paso más allá a la hora de preparar algún postre con fruta fresca, necesitaremos un mínimo de utensilios para su elaboración. No serán muchos, nos bastará con un cuchillo de acero inoxidable, un exprimidor y un cortador para hacer bolas de melón o sandía.

Como el resto de vegetales, la s frutas comienzan a perder jugos en el momento que son cortadas, por lo que es conveniente preparar el plato en el último momento, justo antes de consumirlo. Además, se oxidan rápidamente, sobre todo las manzanas y las peras, aunque se puede evitar frotando la superficie con un poco de zumo de limón. Ensaladas con frutas Las ensaladas con frutas son una preparación muy fácil de elaborar, muy apetitosas y que cumplen con el papel de plato principal, sobre todo si queremos optar por una cena ligera. Las opciones son muy variadas, desde una ensalada verde a la que añadimos alguna fruta troceada, pasando por ensaladas preparadas exclusivamente con fruta. Será recomendable aliñarlas con zumo de cítricos, generalmente naranja o limón.

Buenas ideas para servir las frutas

Para hacer un sorbete de sandía, quitar la pulpa de una fruta pequeña y trocearla, suprimiendo las semillas. Añadir media cucharadita de canela molida y azúcar moreno a gusto. Poner en vasos y enfriar en la nevera al menos una hora antes de servirla. Para un cóctel de cítricos, pelar y trocear tres naranjas y un par de pomelos. Rociar con 150 ml de almíbar ligero, añadir unas hojas de hierbabuena y enfriar bien antes de servir.

Los plátanos con chocolate son muy fáciles de preparar: se derrite aproximadamente unos 50 g de chocolota por unidad y lo vertemos en un plato. Untamos los plátanos con el chocolate y enfriamos para se quede duro.

AntonioEnlace permanenteBlogVisualizaciones: 2484
  •  
  • 0 Comentario(s)
  •  

Comunidad Mundo Sabor

Blog

 

Archivo

Blog rolls