colesterolBlog

Ovejas que comen lino, quesos bajos en colesterol

Fuente: Pixabay / Peter Rys | https://pixabay.com/es/users/Fotovektor-1381603/

Si los lácteos ricos en ácidos grasos omega-3 tienen menos colesterol, ¿por qué no intentar que las ovejas den este tipo de leche? Algo así debieron de pensar los científicos que han conseguido un queso con menos contenido en colesterol gracias a la introducción de ácidos grasos poliinsaturados procedentes de semilla de lino en la dieta de las ovejas de las que procede la leche con la que se elabora.

Se trata de un proyecto del Instituto de Investigación en Ciencias de la Alimentación (CSIC-UAM), dirigido por Miguel Ángel de la Fuente y Manuela Juárez, en colaboración con el Research Center for Nutrition and Food Sciences de la Technische Universitaet de Munich (Alemania). El trabajo, recientemente publicado en la revista Food Chemistry, tiene como primera autora a Pilar Gómez Cortés.

Estos científicos han encontrado una vía natural para disminuir el contenido de colesterol en productos lácteos, según informa la Agencia SINC. Una característica que mejora sus propiedades nutricionales y responde a la demanda de los consumidores, debido al mayor riesgo de enfermedades cardiovasculares asociado a altos niveles de colesterol en la sangre.

Fuente: Pixabay / Gokalp Iscan | https://pixabay.com/es/users/gokalpiscan-97806/

Este grupo de investigación ya había llevado a cabo estudios previos que revelaron que una dieta ovina complementada con aceites ricos en ácidos grasos poliinsaturados era una herramienta muy útil para la mejora del perfil nutricional de la grasa láctea.

“La incorporación a la dieta de forma natural de aceite de lino incrementaba de forma significativa los contenidos de ácidos grasos omega-3 de la leche. Esta mejora se transmitía con apenas variación a los productos elaborados a partir de la misma”, explican los investigadores a SINC.

En esta misma línea, el nuevo estudio ha abordado la posibilidad de modificar los contenidos de colesterol en queso elaborado con leche de oveja añadiendo a su dieta distintas dosis de semilla de lino, una fuente muy rica en el ácido graso omega-3 α linolénico.

El resultado son niveles de colesterol más bajos en los quesos manchegos elaborados a partir de la leche procedente de ovejas en cuya dieta se había añadido semilla de lino. La disminución de colesterol en el queso (de hasta un 16%) depende de la cantidad de semilla de lino incorporada a la dieta ovina.

Fuente: Pixabay / Roman Grac | https://pixabay.com/es/users/diego_torres-1118992/

Según afirman los investigadores, el bienestar animal, la producción lechera y otros parámetros productivos no se vieron afectados por la incorporación de estos suplementos lipídicos en la dieta del ganado. Además, las características organolépticas del queso no sufrieron merma alguna, manteniendo su aroma y sabor.

Este estudio representa, en opinión de sus autores, un importante avance para mejorar las características nutricionales de los productos lácteos y abre nuevas vías para reforzar las propiedades saludables de estos alimentos.

Más mitos sobre el Aceite de Oliva

En Mundo Sabor somos auténticos fans del Aceite de Oliva, y por eso  queremos que aproveches todas las ventajas que este alimento tan valorado y fundamental en nuestra Dieta Mediterránea te ofrece. Si te gustó la primera entrega de Mitos y Leyendas sobre el Aceite de Oliva, no te pierdas esta segunda, en la que seguimos descubriendo más mitos sobre uno de nuestros alimentos estrella:

El aceite de oliva es más pesado y menos digerible que los demás aceites.

Todo lo contrario, el aceite de oliva es el aceite más digerible de todos. Aunque es más espeso y con un sabor mucho más intenso que se retiene en el paladar con mayor fuerza, no es por ello más pesado ni menos digerible que los aceites de semillas. Los aceites con un aspecto más ligero y con un color más claro pueden inducir a este error, pero no es no es cierto.

La ingesta de aceite de oliva puede provocar problemas de estómago.

Al ser el aceite de oliva el aceite más digestivo y menos pesado de todos, no debería dar ningún problema de estómago, a no ser que en un día te excedas mucho en su consumo. 

Frente a esta falsa afirmación, el aceite de oliva tiene unas propiedades anti-inflamatorias y antioxidantes, aportadas por sus polifenoles, que tienen efectos anti-cancerígenos en la zona del tracto intestinal, estomago y colon sobretodo. Además, también se ha visto que tiene propiedades para disminuir el crecimiento de bacterias no deseadas en el estomago, evitando así infecciones intestinales y úlceras.

Por tanto, el aceite de oliva y el estomago, son muy buenos amigos.

El aceite de oliva no debe recomendarse para personas con problemas cardiovasculares.

Esto es falso, de echo el aceite de oliva se recomienda para prevenir estas enfermedades cardiovasculares y problemas de hipertensión, debido a que además de aumentar el colesterol bueno en sangre, también mejora el funcionamiento de las células que recubren las paredes intestinales, por lo que evita la formación de placas de colesterol malo en las arterias y disminuye el riesgo de trombosis.

Cuanto más aceite mejor.

Leyendo todas estas propiedades beneficiosas del aceite de oliva, puede tenderse a pensar eso, pero no, ya se sabe que ningún alimento en exceso es bueno. El aceite de oliva es muy sano, pero no deja de ser grasa, y por tanto, a no ser que no se tenga tendencia a engordar, hay que moderar su uso, ya que 100ml de aceite de oliva aportan 800 calorías, que vienen siendo unas 400 calorías por ensalada bien aliñada. 

Curioso verdad? Pues aún hay más, pero esas las dejamos para otro día. Si conoces alguna leyenda en torno al Aceite de Oliva, o tienes alguna duda, cuéntanoslo todo y lo publicamos en la siguiente entrega!! Y por su puesto.... si te ha gustado ¡compártelo! 

¿Formas parte de nuestra Comunidad Mundo SaborPues regístrate ya, y descubre cómo participar y todos los premios que pueden ser tuyos... a qué estás esperando!! 

 

 

Mitos y leyendas sobre le Aceite de Oliva

El Aceite de Oliva es uno de nuestros alimentos más valorados y uno de los pilares de la Dieta Mediterránea. En España lo utilizamos de forma habitual, porque sus beneficios están inteegrados en nuestra cultura y costumbres, aunque todavía es frecuente encontrar un montón de ideas muy arraigadas y que son más un mito que una realidad, por eso hoy en Mundo Sabor queremos aclarar algunas de ellas:

El aceite de oliva contiene más grasas que el aceite de semillas.

Tanto el aceite de oliva como el aceite de girasol, de maíz, de colza, de soja… son aceites, y por tanto su valor nutritivo consta al 99% de grasa, engordando, así, todas ellas igual, y aportando 9kcal por 1g de grasa. Todos los aceites contienen la misma grasa, independientemente del color y el espesor.

El aceite de oliva es malo para el colesterol.

En el cuerpo tenemos colesterol malo, que causa problemas cardiovasculares, y colesterol bueno, que evita dichos problemas. Así, mientras los aceites de semillas se encargan de disminuir la cantidad de colesterol tanto bueno como malo en nuestro organismo, el aceite de oliva tiene unas propiedades tales, por las que disminuye el colesterol malo del cuerpo y aumenta la concentración del bueno. Por ello, es un alimento muy recomendado para personas mayores con problemas de corazón o de circulación.

La graduación del aceite de oliva es sinónimo de calidad.

Esto no es cierto. La graduación o el acidez del aceite de oliva sólo indica la intensidad del aceite, pudiendo agradar más o menos a nivel personal, pero no indicando calidad del producto. Los aceites de menor graduación son más suaves y se puede apreciar mejor el sabor de la aceituna; mientras que los aceites con alta graduación son más fuertes y se obtiene más sabor con menor cantidad. La acidez y graduación tampoco están relacionadas con el aporte calórico ni con mayor o menor aporte de beneficios a la salud.

El aceite crudo engorda menos que el aceite frito.

El aceite es el mismo crudo que frito, por lo que tiene las misas características y engorda lo mismo. Lo que si engorda más es el alimento con aceite que sin él, pero si se va a poner aceite, da igual que se aliñe en crudo o que se fría.

El aceite de oliva refinado es peor que el aceite de oliva virgen.

Esto cierto en razón de que varía el sabor, la textura, el color e incluso el grado de acidez, pero ambos aceites, al ser los dos de oliva, contienen los mismos componentes, así, por lo que respecta a las propiedades beneficiosas no es ninguna mejor que la otra.

Los aceites del McDonalds producen cáncer porque los cocinan a muy altas temperaturas.

Este me parece sorprendente!! McDonalds no utiliza aceite de oliva para freír sus productos, utiliza un aceite mezcla de tres tipos de aceites de semillas, que además han sido hidrogenadas, es decir, modificadas para que aguantes más tiempo y más frituras, por lo que son aceites que no tienen ningún nutriente beneficioso para la salud. Pero esto tiene poco que ver con que calentar el aceite de oliva a altas temperaturas produzca cáncer.

Curioso verdad? Pues aún hay más, pero esas las dejamos para otro día. Si conoces alguna leyenda en torno al Aceite de Oliva, o tienes alguna duda, cuéntanoslo todo y lo publicamos en la siguiente entrega!! Y por su puesto.... si te ha gustado ¡compártelo! 

Conoces la Comunidad Mundo SaborPincha aquí y descubre en un espacio en el que tu opinión es lo más importante

 

Archivo

Blog rolls